17 sept. 2001

Rubén Castro, un valor en alza

El joven delantero se estrenó con Vázquez y a punto estuvo de marcar en Mestalla

La UD Las Palmas apuesta por la cantera. Por diversos motivos, son varias jóvenes promesas que se encuentran en las filas del primer equipo. Estamos hablando de Jorge, Angel, Carmelo, Alberto y Rubén Castro, que ya saben lo que es jugar en la máxima división del balompié español. Guayre fue otro de los canteranos, pero el grancanario intenta triunfar en las filas del Villareal.

Rubén Castro es uno de los últimos canteranos en incorporarse a las filas de la UD Las Palmas. El delantero grancanario se formó en el Real Artesano e ingresó en el club amarillo en su segundo año de alevines. A raíz de ello, el jugador no ha parado de destacar en las categorías inferiores y con 20 años debutó con Sergio Kresic en Primera División.

Normalmente suele desenvolverse en la punta de ataque, pero el actual técnico de la UD Las Palmas, Fernando Vázquez lo sitúa en la zona derecha de la medular. A pesar de que Rubén no ha disfrutado de ninguna convocatoria internacional, la calidad del grancanario puede explotar en las próximas fechas.

Para el jugador del conjunto amarillo este salto de categoría "no me ha cogido de sorpresa porque yo trabajo a diario para llegar a este nivel. Ahora queda lo más difícil que es continuar, pero me encuentro ilusionado y espero estar aquí muchos años", indicó.

Rubén Castro no cree que la oportunidad que se le está brindando a la cantera grancanaria sea real, debido a los problemas económicos que sufre el club y señala que "eso no tiene nada que ver con la cantera porque nosotros no vamos a cobrar mucho dinero. La verdad es que no han podido realizar incorporaciones de jugadores con grandes pretensiones económicas y nos han brindado la oportunidad a nosotros, por lo que intentaremos aprovecharla".

El delantero amarillo resaltó la acogida de sus compañeros y apuntó que "la verdad que me han recibido muy bien. Ya el año pasado estuve ejercitándome durante algo más de dos meses y el trato recibido ha sido espléndido. En este aspecto no me puedo quejar".

Rubén Castro fue convocado para el encuentro de Son Moix y compartió habitación "con Carmelo". Además volvió a repetir convocatoria ante el Deportivo de la Coruña, pero en ninguno de los dos casos pudo saltar al terreno de juego. Espera su oportunidad para los próximos compromisos.

El futbolista grancanario reconoce que su vida no está siendo igual y añade que "ha cambiado un poco. Me tomo las cosas un poco más en serio y te das cuenta de que no eres una persona cualquiera, pero creo que es cuestión de acostumbrarte".

El canterano tiene claro cuál será su objetivo: "me planteo jugar lo máximo posible y poder ayudar al equipo", agregó. Rubén Castro no quiso valorar el potencial de su máximo rival, el CD Tenerife. Al respecto indicó que "yo no veo fútbol, por lo que opinar sobre esto sería engañarte".

Su amplia experiencia en la cadena de filiales le ha permitido enfrentarse en numerosas ocasiones a conjunto de Tenerife. Rubén describió a la cantera tinerfeña y apuntó que "es casi la misma que en Gran Canaria. Los enfrentamientos que hemos realizado ante el CD Tenerife se caracterizaban por la igualdad. La única diferencia que existe es que aquí nos brindan oportunidades".

El canterano amarillo resaltó la diferencia de trabajo y apuntó que "con respecto a la temporada pasada, el ritmo de los entrenamientos es mucho más alto. Nosotros debemos adaptarnos".
Con respecto a su técnico, Rubén Castro indicó que "es una persona a la que le gusta hablar con los jugadores. Creo que es un gran entrenador y que puede firmar un gran papel en la UD Las Palmas".

El jugador amarillo recuerda con especial interés a todos sus entrenadores, pero quiso "agradecer a Lolo, que me entrenó en el Real Artesano. El fue el que me inició en este mundillo y gracias a ello he llegado a donde estoy".

Así, Rubén Castro espera triunfar en el equipo de su tierra y con los colores que siempre ha deseado defender, UD Las Palmas. Su futuro predice que será uno de los baluartes de la cantera y espera no defraudar a una afición, que apuesta por las jóvenes promesas.

Quiere triunfar.- Rubén Castro recuerda de forma especial el éxito que ha tenido su compañero Guayre. Ambos coincidieron en la cadena de filiales y el canterano espera que las cosas le rueden a la perfección en el Villareal. Los aficionados grancanarios lloran la pérdida de su gran perla canterana, pero la nueva generación espera devolverle la ilusión al respetable.

El delantero de la Unión Deportiva Las Palmas desea permanecer durante muchos años en el conjunto del Insular y afirma que "mi ilusión es triunfar aquí porque es el equipo de mi tierra, están mis amigos y mi familia. De todas maneras, si en algún momento, tengo falta de oportunidades en la Unión Deportiva, no descarto la posibilidad de intentar aprovechar una ocasión fuera de la isla".

Así, Rubén Castro espera que Fernando Vázquez confíe en él, al igual que lo ha hecho con Carmelo, Jorge, Angel y Alberto. El jugador amarillo espera con ansiedad sus primeros minutos de la temporada y para ello trabaja incansable y constantemente a diario en las instalaciones del club amarillo.

Publicado el 18 de septiembre de 2001 en Depormanía

No hay comentarios: